Pacientes en fase terminal tendrán certeza jurídica sobre si reciben o no atención médica

DigitalMex - Periodismo Confiable

Publicado en Política

Pacientes en fase terminal tendrán certeza jurídica sobre si reciben o no atención médica

Lunes, 19 Abril 2021 14:40 Escrito por 
Con la finalidad de crear escritura de voluntad anticipada y dar certeza jurídica en las decisiones de un paciente en fase terminal Con la finalidad de crear escritura de voluntad anticipada y dar certeza jurídica en las decisiones de un paciente en fase terminal Foto: Adriana Uribe

Toluca/Estado de México

En comisiones legislativas se aprobaron reformas a la Ley de Voluntad Anticipada del Estado de México, con la finalidad de crear escritura de voluntad anticipada y dar certeza jurídica en las decisiones de un paciente en fase terminal sobre recibir o no atención médica.

En Comisiones de Procuración y Administración de Justicia, y de Salud, Asistencia y Bienestar Social, los legisladores votaron por la iniciativa presentada por el diputado Maurilio Hernández González, en la que, entre otras cosas, se incluyen elementos que dan certidumbre al procedimiento específico, al considerar aspectos médicos y jurídicos como parte de la voluntad anticipada.

“El paciente podrá decidir o rechazar el tratamiento o asistencia indicado”, señaló.

Además, se establece que la escritura de voluntad anticipada sea el documento público otorgado ante notario público en el que una persona con capacidad de ejercicio y en pleno uso de sus facultades mentales manifieste su decisión libre, consciente, informada de ser sometida a medios, tratamientos o procedimientos médicos y cuidados paliativos en caso de encontrarse en etapa terminal.

El diputado, Gerardo Ulloa Pérez, sostuvo que la dignidad humana es un derecho fundamental del ser, la cual se vulnera al no permitir decidir sobre la aplicación o no de un tratamiento cuando se encuentre en etapa terminal.

“Esta condición genera un desgaste emocional y económico a la familia, sobre todo a la persona que afecta directamente y que en muchos de los casos ha visto vulnerada su libertad de continuar o no con el tratamiento ya que finalmente sabe que no tendrá mejora real y sí, por el contrario, puede tener un detrimento físico al requerir cuidados que en mucho de los casos atacan su dignidad”, apuntó.

Mientras que la diputada Karina Labastida Sotelo reiteró la importancia de la iniciativa en cuyo dictamen final se consideró las aportaciones de los grupos parlamentarios para reformar la voluntad anticipada, cuya legislación existe desde 2013 y que ya se aplica en 14 estados, requería modificar varios principios rectores.

Estas modificaciones regulan la autodeterminación, autonomía, derechos humanos, dignidad, preservación de la intimidad y confidencialidad de las personas enfermas, no discriminación y el acceso pleno a los servicios de salud, así como dota de mayor certeza para cumplir con la voluntad anticipada.

“Hoy se puede hacer el trámite mediante dos vías: una ante notario público mediante escritura de voluntad anticipada, deben de acudir cinco testigos, con la reforma ahora serán solo tres testigos. Y tendrá el mismo valor jurídico tanto la escritura como el acta de voluntad anticipada que se puede llevar a cabo ante autoridades de salud como privadas”, refirió Labastida.

Con las nuevas disposiciones se dota de mayor certeza a los pacientes en fase terminal y garantiza el derecho a decidir de manera libre sobre la atención médica que deseen o no recibir en fase terminal de su vida, con cuidados paliativos necesarios para no morir en agonía, salvaguardando en todo momento su identidad.

El diputado del PRI, Juan Maccise, respaldó el proyecto legislativo pues aseguró que la fase terminal de un enfermo abarca sufrimientos emocionales de familiares y amigos, sobre todo el del paciente, por ello urgía legislar sobre voluntad anticipada y en cuidados paliativos.

Mientras que la legisladora Ingrid Krasopani, del PAN, respaldó la iniciativa pues se requería cubrir deficiencias legislativas en la materia, garantizando el principio de autonomía y el derecho de autodeterminación para que el paciente pueda decidir sobre aceptación o rechazo del tratamiento.

Al final, la diputada Rosa María Zetina González felicitó al promovente de la iniciativa, pues consideró de suma importancia dar facultad de decisión a un paciente terminal en caso de que no se le pueda proporcionar un buen estado de vida, o cuando su padecimiento y dolencias lo requieran.


Visto 903 veces
Valora este artículo
(2 votos)