DigitalMex - Periodismo Confiable

Publicado en Opinión

Ciber seguridad

Miércoles, 12 Junio 2019 00:08 Escrito por 
Ciber seguridad Hablando de...

El tema es muy actual y de interés general; la tecnología rebasa a quienes pertenecemos a generaciones anteriores a los millenials. Los nuevos pobladores de este mundo parece que ya nacen con la tecnología integrada y es imposible que los eduquemos alejados de las computadoras, de la clase que sea, o de los modernos aparatos de comunicación que para ellos son tan normales como comer todos los días.

El teléfono celular se ha convertido en una herramienta indispensable para todos y no sólo para comunicarse por medio de la voz, hay quienes lo utilizan como un medio para laborar y cumplir sus compromisos profesionales.

Magnífica herramienta es la tecnología y los medios de comunicación actuales, pero todo lo bueno tiene un lado negativo si no lo utilizamos con inteligencia y prudencia. Hace pocos días nos enteramos de la detención de un sujeto dedicado a producir pornografía infantil en nuestra querida Toluca; este sujeto además tenía secuestrada a una menor con fines de pederastia; afortunadamente ya está tras las rejas, pero esta noticia nos debe alertar por lo que está pasando con la información que obtenemos y entregamos en las redes sociales.

Para nadie es extraño saber que mucha de la información, que sin precaución subimos a las redes sociales, puede ser utilizada con fines comerciales, en el mejor de los casos, o con la idea de hacernos víctimas de delitos que afecten nuestro patrimonio, libertad o la vida misma.

Y si esa circunstancia es insospechada para los adultos, los jóvenes y los niños la desconocen o, con la inocencia que los caracteriza, no le dan importancia.

Pornografía infantil, pederastia, trata de personas y hasta secuestro, son algunos de los delitos que tienen relación con el manejo inadecuado de nuestra información personal, además de la utilización de fotografías por parte de quienes jaquean las redes sociales para exhibir sin miramiento, sobre todo, a jovencitas que sin cuidado suben sus fotografías al internet y que posteriormente sufren acoso por el hecho de aparecer en páginas pornográficas e ilegales.

La mente maligna y deshumanizada de estos delincuentes no miden las consecuencias de sus acciones, ya que se ha sabido de jóvenes que llegan hasta el suicidio por estos hechos.

La frustración, el enojo y la desesperación los llevan a cometer actos que atentan contra su integridad y su vida; estas acciones, sin duda, destruyen familias enteras.

Esta falta de cuidado, estimados lectores, no sólo es de los niños y jóvenes, los adultos todavía no aprendemos que el uso de las redes es peligroso, y subimos fotos de nuestros hijos con el uniforme de la escuela, con la fachada de nuestra casa y con otras caracrterísticas que nos hacen presa fácil de la delincuencia a nosotros y a ellos.

Si bien es cierto hay que cuidar a los niños y jóvenes y supervisar que ven y que datos suben al internet, debemos hacer un examen de conciencia, para revisar que información estamos entregando a las redes y encontrar a quienes se dedican a buscar datos para hacernos víctimas de diversos delitos.

Por cierto, en una población cercana a la capital de nuestro estado, varias jovencitas fueron víctimas de robo de fotografías para publicarlas en páginas ilegales; lo importante en este caso es que se denuncie para que la policia cibernética de con los delincuentes.

Visto 651 veces
Valora este artículo
(1 Voto)
José Vera Monroy

Hablando de...