¡Anótelo!... Amanalco de Becerra, pequeño municipio del Edoméx, un polvorín político a punto de explotar

DigitalMex - Periodismo Confiable

Publicado en ¡Anótelo!

¡Anótelo!... Amanalco de Becerra, pequeño municipio del Edoméx, un polvorín político a punto de explotar

Jueves, 20 Enero 2022 04:24 Escrito por 
Emma Colín, María Elena Martínez, Carlos Sánchez, Miroslava Carrillo, Raymundo Martínez, Felipe Calderón, Enrique Peña Emma Colín, María Elena Martínez, Carlos Sánchez, Miroslava Carrillo, Raymundo Martínez, Felipe Calderón, Enrique Peña

¡Anótelo!.. La alcaldesa de Amanalco no ha podido nombrar directores, se echó encima al cabildo… Alcaldes, en serios problemas administrativos y financieros… Organizaciones de derechos humanos denuncian en la Corte de la Haya a Calderón y Peña Nieto por delitos de lesa humanidad… Sospechosos nombramientos de exgobernadores

 

Amanalco de Becerra es un polvorín a punto de explotar y la dinamita la colocó la ex presidenta municipal Emma Colín Guadarrama, por el mal manejo de los recursos financieros. Por eso habría convencido a la muy joven e inexperta alcaldesa, María Elena Martínez Robles, postulada por Movimiento Ciudadano, para que renunciara a ese partido y se afiliase a Morena. La intención, dicen, era tapar a como diera lugar el desaseo administrativo.

El síndico en la administración pasada, Ascensión Martínez Bartolo, acreditó y denunció oportunamente ante la Contraloría del Poder Legislativo que varias obras fueron pagadas a sobreprecio y no sólo eso, algunas quedaron inconclusas y además se encuentran literalmente inservibles. Todo está asentado en las actas de cabildo y sólo hay que rascarle un poco porque, por ejemplo, de los recursos autorizados al municipio del Fondo para la Infraestructura Social Municipal, Emma Colín no comprobó el gasto. Se habla de casi 200 millones de pesos.

Carlos Sánchez, del PT, quien no pudo ayudar en el cierre de gestión al exalcalde de Toluca, Juan Rodolfo Sánchez Gómez, fue enviado para asesorar a María Elena Martínez, pero necesitará más que eso para librar los problemas que enfrenta, porque en el cabildo sólo tiene a un aliado que es el regidor de Morena, todos los demás están en su contra y a eso se debe que no le hayan ratificado sus propuestas de directores de área.

Este es un asunto que seguro ya está en las manos de la titular del Órgano Superior de Fiscalización, Miroslava Carrillo Martínez. Puede explotar en cualquier momento, es cuestión de tiempo. Y no, no es un problema político como han querido disfrazarlo, es un tema de posible corrupción o mala administración. Ya lo aclarará el OSFEM.

*****

Por cierto, muchos nuevos alcaldes enfrentan varios problemas. El primero es encontrar muy rápidamente la forma de allegarse recursos extras a los autogenerados, porque eso les generará credibilidad frente a sus gobernados. Luego tienen que hacer más eficiente el funcionamiento de los gobiernos y ahí entra el adelgazamiento de las nóminas. En Toluca, el alcalde Raymundo Martínez despidió a 540 “aviadores”. En Naucalpan, la alcaldesa Angélica Moya ya dio de baja a 400 trabajadores y tienen pendientes a los 300 que laboran en el DIF municipal y que tanto dolor de cabeza originaron a Patricia Durán Reveles. Y hay muchos más en esas condiciones.

*****

La Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos (CMDPDH) y la Federación Internacional por los Derechos Humanos (FIDH) e Ideas Litigio Estratégico en Derechos Humanos (IDHEAS) denunciaron ante Fiscalía de la Corte Penal Internacional, con sede en La Haya, “la naturaleza sistemática y generalizada” con la que se cometieron supuestos crímenes de lesa humanidad durante los gobiernos de Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto. Acreditan, además, la responsabilidad de 58 comandantes militares señalados como responsables de perpetrar actos de tortura, violencia sexual y otras conductas graves. Seguramente esto no tendrá consecuencias legales, pero sí servirá para el linchamiento político de los expresidentes del PAN y del PRI

*****

Resulta sospechoso, por decir lo menos, que varios exgobernadores del PRI en donde Morena ganó ampliamente en las elecciones del año pasado, ahora hayan aceptado cargos en el gobierno federal. Los casos más recientes son los de Claudia Pavlovich y Carlos Miguel Aysa, exmandatarios en Sonora y Campeche. La sospecha es que ellos trabajaron desde sus despachos para facilitar el triunfo de la 4T a cambio, además de impunidad, un cargo. Esa misma sospecha, justo, es la que permeó en el equipo de Alfredo del Mazo en 2017, porque no se entendía cómo es que hubiera crecido tanto Morena, no era concebible a menos que operaran desde adentro del propio partido. Recordemos que hubo fuga de información entonces desde el mismo partido.

Visto 8222 veces
Valora este artículo
(11 votos)