Vergonzoso e indignante, los feminicidios imparables

DigitalMex - Periodismo Confiable

Publicado en Opinión

Vergonzoso e indignante, los feminicidios imparables

Lunes, 25 Abril 2022 00:44 Escrito por 
Carlos García Carlos García El socavón

Es inconcebible e indignante, que los feminicidios en nuestro vapuleado país sigan al alza sin que el gobierno federal ni los estatales, respectivamente, emprendan programas conjuntos para el  abatimiento de éste delicado tema en defensa de las vulnerables mujeres que son acosadas día a día, acosadas y violentadas por estos perversos malandrines que siguen operando a sus anchas por todo el territorio nacional.

No existe un programa, ni seguimiento, ni de seguridad  de parte de las autoridades correspondientes para darles certeza a niñas, jóvenes y mujeres de las 32 entidades federativas para transitar tranquilas y serenas por sus rutas y rumbos sin ser molestadas o acosadas. Es inconcebiblemente 2021 ha sido el año con más feminicidios: 1015 mujeres fueron asesinadas a manos de estos perversos sujetos que andan libremente depredando a las mujeres. Actualmente y vergonzosamente hay 25 alertas en 22 estados de nuestra república.

México ocupa el segundo lugar de América Latina más violenta en contra de las mujeres. ¡El un incremento es del 137 por ciento!, respecto a 2015 en el que murieron 427 mujeres a manos de sus perversos sujetos que sin piedad, acosan, secuestran, torturan y terminan asesinándolas.

El año 2021 ha sido el más violento registrado en nuestro cada vez más vapuleado país, agosto fue registró 111 muertes; en marzo hubo 100 y en mayo 108. En el l último año del gobierno corrupto del frívolo Enrique Peña Nieto se contabilizaron 917 crímenes.

Mientras que en el primer año (2019) de éste pésimo régimen de la autollamada cuarta deformación que mal encabeza Andrés Manuel López Obrador asesinaron a 973 mujeres; en 2020 inicio de la pandemia y a pesar del confinamiento mataron a 978 mujeres.

Como siempre el inquilino de Palacio Nacional, justifica su ineficiencia e ineficacia para gobernar,  sigue diciendo verdades a medias y mentiras completas, -sobre este delicado asunto- expresó que lo conteos de los feminicidios (como tales) inician en su sexenio, situación que no es cierta. El más que el tabasqueño omite que la clasificación de feminicidio que se incorporó en el Código Penal Federal en 2012 y se contabilizan desde hace varios años.

 

¡Asesórenlo!

El feminicidio para que sea catalogado como tal, que son la violencia misógina y el sexismo de los “hombres” debe tener siete causales: violencia sexual, antecedentes de violencia, relación entre la víctima y el victimario, lesiones o mutilaciones, amenazas o agresiones previas al asesinato, incomunicación de la víctima y que el cuerpo haya sido exhibido en un lugar público.

Recordemos que la palabra feminicidio se familiarizó  en los años 90 cuando en Ciudad Juárez, Chihuahua, fue la ciudad en la que iniciaron las desapariciones y asesinatos en contra de mujeres cuyas edades fluctuaron entre los 15 y 25 años, ocurridos entre 1993 y 1999 en los que no hay números exactos de los crímenes cometidos.

Inclusive ya rodaron varias películas sobre este delicado tema tituladas, Las Muertas de Juárez, una de ellas fue protagonizada por la exitosa actriz y cantante puertorriqueña Jennifer López y el afamado actor español Antonio Banderas en 2006.

Datos duros mencionan que en toda la república mexicana 7 de cada 10 mujeres han sido violentadas física, sexual y verbalmente por su pareja sentimental, novio, esposo, padre o algún familiar varón; mientras que de todo el orbe asciende al 35%, sin lugar a dudas, cifras espeluznantes.

A pesar que en 140 naciones se han aprobado leyes sobre la violencia doméstica y 144 tienen leyes sobre el acoso sexual, no se garantiza que los hombres respeten o los gobiernos implementen recomendaciones internacionales, por lo que éste delito no sea minimizado y mucho menos abatido.

 Es preciso mencionar que las mujeres representan el 52% del padrón electoral de nuestra nación y suman 66.2 millones; mientras que los hombres somos 61.6 millones y el 48 por ciento del total de la población total que sumamos 127 millones 800 mil mexicanos.

En Nuevo León, en estos casi cuatro meses se realizaron 322 denuncias de desapariciones de mujeres, 26 de ellas siguen sin ningún rastro hasta hoy y 41 han desaparecido y más de mil 700 no se tiene paradero alguno en todo el estado.

La intensa e infructuosa búsqueda de Debanhi Escobar de 18 años, quien se le vio por última vez en una fotografía a pie de carretera  en las afueras de Monterrey y que lamentablemente fue hallada sin vida en una cisterna de un hotel el jueves pasado, sigue prendiendo focos rojos en la entidad norteña y causando pánico entre sus habitantes, que hizo entrar en una crisis aguda al gobernador Samuel García y quien creó urgentemente un grupo especial de búsqueda para la joven Escobar.

El cadáver de Debanhi fue encontrado a escasos metros en dónde se le vio por última vez con vida tras bajarse del taxi, hizo que se tensaran las relaciones entre los habitantes y el gobierno estatal.

Es preciso citar que la Alerta de Violencia de Género contra las Mujeres (AVGM) fue presentada por primera vez en 2015.

En Nuevo León, de 2016 a 2021 han sido asesinadas por violencia de género, un total de tres, 43, 79, 67, 67 y  66 que dan un total de 217 personas, con un incremento del 2 mil por ciento.  

El estado de México ocupa el deshonroso primer lugar a nivel nacional en asesinatos de mujeres, el segundo sitio lo tiene Nuevo León y el tercero Veracruz. De enero a marzo se llevaron a cabo 215 casos de feminicidios; mientras que en la categoría de homicidio doloso se contabilizan 426 mujeres.

El estado de México, el más poblado del país con más de 18 millones de habitantes, es uno de las tres entidades con dos AVGM, emitidas en 2015 y 2019 respectivamente, pese a ello, se registra en la entidad el 145% de incremento de feminicidios. 

 Por su parte, La Secretaría de Seguridad Pública, cuya titular Rosa Icela Rodríguez, quien no cuenta con experiencia en ésta complicada área y no ha dado ni dará resultados positivos, señaló que se registró en febrero de este año 80 feminicidios en toda la república mexicana.

Pese al incremento desmedido de la violencia de género, el gobierno morenista de López Obrador ha castigado la designación de recursos para cuatro programas representa raquíticamente el 0.016% del presupuesto para este año.

Los incondicionales diputados morenistas y sus aliados (PT y PVEM) asignaron mil 178 millones 543 mil 371 pesos para combatir la violencia de género, de los 7 billones 88 mil 250 millones 300 mil aprobados.

Esta paupérrima asignación de recursos para combatir e ir erradicando paulatinamente la violencia de género, habla por sí sola de la falta de interés y de la falta de pericia para gobernar del tabasqueño.

Sus sometidos diputados federales y senadores del Movimiento de Regeneración Nacional, están advertidos que no le pueden ni deben  cambian coma alguna a sus iniciativas aprobadas por mayoría que tanto perjuicio han causado a los casi 128 millones de mexicanos en tres años y medio de régimen que han sido desastrosos.

López Obrador, sigue engañando a los que todavía le creen que pasará a la historia como el mejor presidente de México, que su transformación avanza, la realidad es todo lo contrario, estamos ante el peor de los mandatarios que hayamos tenido.

Sus faraónicas obras que han sido derroche de cientos de miles de millones de pesos y que no servirán de nada, quedarán registradas en los anales de todos los libros de texto, hemerotecas bibliotecas, como una administración que no quiso ni pudo hacer un papel ni siquiera modesto.

Por lo pronto, la oposición, ¡por fin la hay en el Congreso de la Unión!, ya le echaron abajo la Ley Bartlett, ya aseguraron que la Ley Electoral y la de la Guardia Nacional, que enviará la próxima semana el jefe del Ejecutivo a la Cámara de Diputados, tampoco pasarán ante el pleno. ¡Muy bien!

La lista de municipios que encabezan el mayor número de asesinatos de mujeres son Culiacán, Sinaloa; Ciudad  Juárez, Chihuahua: San Pedro Tlaquepaque y Tlajomulco de Zúñiga, ambos de Jalisco; Chihuahua, Chihuahua; y en la alcaldía Gustavo A. Madero de la Ciudad de México.


Visto 823 veces
Valora este artículo
(3 votos)
Carlos García

El socavón