Conocer nuestras vulnerabilidades

DigitalMex - Periodismo Confiable

Publicado en Opinión

Conocer nuestras vulnerabilidades

Lunes, 28 Agosto 2023 00:39 Escrito por 
Hugo Antonio Espinosa Hugo Antonio Espinosa Sin riesgos

Los desastres son socialmente construidos, es decir los crea la misma sociedad que los sufre. Su origen, en la mayoría de los casos, se da mediante un proceso de vulneración de las condiciones de vida de una población determinada, debido a una ruptura del equilibrio entre las actividades humanas y el medio físico en donde éstas se desarrollan.

El uso que se da a la tierra, su explotación y la forma en la que se manejan de los recursos humanos y materiales son decisiones humanas; la interacción entre las características del espacio físico en donde se desarrollan las actividades económicas y sociales, las condiciones ambientales del medio, su morfología y el contexto social, determinan el tipo de impacto que la actividad del hombre genera en el espacio que habita. Las leyes y normas de cada localidad limitan, regulan, ordenan y dan sentido a la libertad social y económica de la que gozan los ciudadanos para ser y hacer lo que deseen para goce de la vida en sus ciudades.

Cuando esta libertad de ser y hacer, regulada por las leyes y normas, afecta o restringe la misma libertad de otros humanos, surge un desequilibrio y rompe la convivencia social; surgen las controversias. Un desastre es justamente una ruptura que amenaza la libertad, la seguridad y la continuidad de la línea vital, por eso, para prevenir un escenario de riesgo de desastre se debe acudir al análisis de los factores sociales, económicos, físicos o medioambientales que intervienen en una localidad y su población, cuyo desequilibrio subyace y antecede a las consecuencias de un desastre.

Por lo anterior, conocer nuestras vulnerabilidades es el punto de partida para prevenir y mitigar los riesgos a los que estamos expuestos. Considerar que los desastres que impactan año con año a nuestro país son simplemente naturales implica un sesgo que limita la capacidad de los entes gubernamentales y sociales para desarrollar acciones eficientes para su prevención y control.

La vulnerabilidad de una comunidad es el conjunto de características y circunstancias que la hacen susceptible a los efectos dañinos de una amenaza o peligro. Un sismo, una inundación o un deslave. Esta condición depende de diversos factores físicos, sociales, económicos y ambientales. La construcción deficiente de edificios, el diseño inadecuado y falta de mantenimiento de la infraestructura pública y la exacerbada urbanización son factores físicos; la degradación ambiental, el manejo inadecuado de los residuos sólidos y la deforestación son factores ambientales; la falta de inversión pública y privada en el mejoramiento y sostenibilidad de los puertos, ríos, puentes, presas, carreteras, son factores económicos; la pobreza, marginación e impunidad son factores sociales.

Hoy los ciudadanos vivimos en plena revolución tecnológica; existen los medios y las formas para conocer nuestras vulnerabilidades. Unirse, perseverar y emprender acciones comunes es hoy la única alternativa si queremos un siglo XXI más seguro y menos amenazante, el concepto de vulnerabilidad es una herramienta analítica y, en medida de que los ciudadanos la conozcamos y comprendamos que los riesgos de desastre son una construcción social y que los factores que los propician están a nuestro alrededor, frente a nosotros mismos y que todos los días contribuimos en potenciarlos, tendremos la capacidad de tomar acciones individuales y colectivas para reducirlos. Esto es también protección civil. ¡Que su semana sea de éxito!

Hugo Antonio Espinosa

Fue Director del Heroico Cuerpo de Bomberos de Toluca,

Subdirector de Protección Civil e Inspección en la SCT Federal.

Actualmente es Subdirector de Emergencias en el Valle de Toluca, en la Coordinación General de Protección Civil, EDOMEX


Visto 887 veces
Valora este artículo
(3 votos)
Hugo Antonio Espinosa

Sin riesgos