DigitalMex - Periodismo Confiable

Publicado en Opinión

¿Estrategia? o una ocurrencia más

Miércoles, 09 Enero 2019 00:06 Escrito por 
¿Estrategia? o una ocurrencia más Lo bueno, lo malo y lo serio

Siete entidades en el país han sufrido por el desabasto de combustible, generando incertidumbre en millones de consumidores, los reclamos de los afectados no se han hecho esperar, pues se encontraron de pronto, y casi de la noche a la mañana, sin la posibilidad de realizar sus actividades, lo que ha generado gran molestia.

Las entidades que han sufrido las consecuencias por el desabasto son el Estado de México, Hidalgo, Jalisco, Michoacán, Guanajuato, Querétaro y Aguascalientes. En la entidad mexiquense se reportaron gasolineras cerradas y en las pocas que aún se vendía el combustible presentaban largas filas de automóviles y de personas con garrafón en mano.

El pánico se apoderó de quienes por necesidad buscaban unos litros para poder utilizar sus vehículos para realizar sus actividades, ocasionando que se hicieran compras desesperadas para reservar el producto, ya que mucha gente no sabía qué sucedía o cuando se iba a normalizar el servicio.

Tras el problema del desabasto el presidente Andrés Manuel López Obrador señaló que “lo que estamos evitando es la distribución, no abrir los ductos para que no haya fugas”, lo anterior en razón al combate que ha emprendido su gobierno contra el robo de combustible identificado como “Huachicol”, y manifestó que el primer paso que se dio fue importante, consistió en controlar todo el sistema de monitoreo de ductos “se cerraron las válvulas que se abrían y que se llevaba a que se ordeñaran los ductos y por lo tanto se robaran los combustibles”.

Por su lado PEMEX informó que el país no enfrenta desbasto, aunque se ha generado retraso en distribución, hay suficiente producto para cubrir demanda, y exhorta a la población a denunciar el llamado “huachicoleo”, también López Obrador en el mismo tono señaló “llamo al pueblo para no caer en la ilegalidad, nunca se justifica un acto ilegal pero menos cuando hay alternativas y cuando se está dando un buen ejemplo desde el gobierno”.

Por su parte Pablo González, Presidente de la Asociación Mexicana de Empresarios Gasolineros, en una entrevista con Brozo determinante señaló, que es una medida radical porque se para la economía del país. También refirió que desde hace 25 años en la paraestatal se cuenta con un Sistema de Seguridad Israelí sin servir, con la que bien podría ayudar al gobierno para el combate al robo de combustible.

México no es el único país en el que se da el robo de combustible, pero cerrar los ductos suena más a una ocurrencia que a una estrategia bien planeada, y desde luego, en este caso, los números le salen perfectamente al gobierno federal, pues si no hay gasolina no se da el robo ¿verdad? Al cerrar la llave el alegre reporte de que se dan entre 70 o cuando mucho hasta 100 pipas robadas, a diferencia de las 1100 que se reportaban anteriormente, pues no podría ser de otra manera.

El caso es que la decisión de la administración lopezobradorista ha dado un fuerte golpe a quien siempre resiente estas determinaciones, pues la cantidad de comerciantes que dependen de la venta de los fines de semana tuvieron que conseguir a como diera lugar el combustible. Hubo quienes señalaron que hacia el sur de la entidad mexiquense, y encontrándose a la mitad de ninguna parte, les ofrecieron la venta de combustible en 50 pesos por litro, pero además, de forma burlona les descubrieron lo que era su realidad, “en caso de que no la quieras güero, al rato estará más cara” y continuando en el mismo tono, ante el enojo del necesitado del combustible, le remataron “vas a querer nota o factura” seguido de escandalosas carcajadas.

¿Cuántos ciudadanos se vieron en estas condiciones? ¿Quién puede ayudar a los afectados? Por un lado, los delincuentes y por el otro, el gobierno. Las decisiones temerarias parecen no medir el impacto, y da la impresión que sólo buscan adornarse con cada acción, sin importar en lo mínimo que los que realmente resultan afectados son los de siempre.

La distribución del combustible de acuerdo a las autoridades se hará por medios más seguros, pero, dista éste de ser novedoso, pues con tecnología de punta de por medio para monitorear y evitar la ordeña, se toma una añeja forma de alimentación, por medio de pipas y auto tanques, lo que se antoja que motivará a la delincuencia cambiar de estrategia, pero, en especial, el peligro ya no será la ordeña, ahora, además de las nuevas formas de hacerse ilegalmente del preciado producto, también el peligro andará sobre ruedas.

Los poliductos al ser perforados ilegalmente ya han cobrado tragedias, ahora éstas se trasladarán a las carreteras, cada pipa con carga de combustible además de los muchos otros transportes que trasladan producto peligroso, se sumarán éstas, y será cada una de ellas un foco de riesgo para los demás automovilistas y población en general.

Así es que, por un lado ahora los “huachicoleros” seguirán haciendo su agosto cuando se le ocurra al gobierno cerrar las válvulas, además de que el peligro se traslada a puntos rodantes, pero además, el costo del traslado por carretera es más caro, ¿quién pagará?, a todo esto hay que sumarle el hecho de que los empresarios que compran la gasolina en el extranjero para distribución nacional ya llevan una gran ganancia.

No se va a poder abastecer la demanda con pipas, pero, la especulación del gobierno sobre el “huachicoleo” continuará golpeando a los que siempre pagan las consecuencias, y se lastima severamente a la economía, principalmente la de las familias que dependen de la venta de sus productos y que tienen que trasladar a los puntos de venta, aún preocupa más que al ver la lógica de este gobierno en el sentido de que: Si se detecta corrupción en la construcción de un aeropuerto, ya no se construirá; si hay “huachicoleo” entonces cerramos las válvulas, y ¿qué sigue? Para que no haya robo a transeúnte ¿ya no se permitirá a la gente salir de sus domicilios? O para evitar el robo de vehículos ¿la gente ya no podrá adquirirlos? y como estos ejemplos pueden haber otros similares, lo trágico es que la población siempre resultará ser la más afectada, qué estupidez.

Y ¿dónde se encuentra, en defensa de los intereses de los ciudadanos mexiquenses el líder estatal? ¿Aún aplaudiendo y aprobando todo lo que se le receta a la entidad?

Visto 763 veces
Valora este artículo
(1 Voto)
Alfredo Albíter González

Lo bueno, lo malo y lo serio