DigitalMex - Periodismo Confiable

Publicado en Opinión

El grito de Fanny

Martes, 23 Abril 2019 00:12 Escrito por 
El grito de Fanny Voz de mujer

Increíble como la violencia sexual, sigue en aumento, sujetos exhibicionistas, sin moral, y enfermos que agreden a jovencitas, y lo hacen con ellas, pensando que se pueden aprovechar de su inocencia, pero lo que olvidan que todas las mujeres somos una voz, que nos unimos por una causa, acabar con la violencia en contra de las mujeres.

En los últimos días en Toluca, capital del Estado de México en redes sociales se dio cuenta de un sujeto que al interior de un autobús de pasajeros se masturbaba frente a una chica, fue grabado para inhibir su acción, pero se tuvo la apatía de los pasajeros y el chofer, no hubo denuncia y menos un detenido.

Afortunadamente somos más los que estamos dispuestos a levantar la voz, estamos hartos de tanta violencia, y nuestra voz no se callará, porque queremos un mundo mejor para vivir, para nosotros y los nuestros.

Otro hecho ocurrió en la quema de los Judas en Toluca, se escribió una triste historia.

Muchas familias completas acudieron a compartir un momento de las Vacaciones de Semana Santa, como la familia de Fanny, lamentablemente se aprovechó la reunión de mucha gente para agredir sexualmente a la adolescente de 14 años, un tipo con su pene al aire libre, intentaba tocarla, afortunadamente su hermana mayor se dio cuenta y pudo pedir ayuda.

La familia de Fanny levantó la denuncia correspondiente, las autoridades municipales actuaron oportunamente.

El sujeto fue exhibido en redes sociales, muchos manifestando su apoyo a Fanny para que continúe con la denuncia y el sujeto pague por su delito, otros más lo han señalado como un enfermo que ya tiene historial en acosar sexualmente a jovencitas.

Fanny es muestra de valentía, encaro a su agresor Juan Martínez Morquecho con un grito lleno de rabia, coraje e impotencia, un grito al que nos unimos: “Tengo 14 años pendejo”, y levantaron la denuncia correspondiente que seguirá su curso, porque sólo así pondremos un freno a tanto abuso.

Ya no queremos historias como la de Fanny y que queden en la impunidad, porque no hay quien denuncie, no hay quien ayude, o de la mano, necesitamos acabar con sujetos carentes de valores, moral y que solo obedecen a un instinto bestial, porque hasta los animales respetan.

¡No bajemos la voz!

Visto 885 veces
Valora este artículo
(1 Voto)
Lupita Escobar

Voz de mujer