Los derrumbes de la pobreza

DigitalMex - Periodismo Confiable

Publicado en Opinión

Los derrumbes de la pobreza

Martes, 14 Septiembre 2021 00:35 Escrito por 
Margarita Jiménez Margarita Jiménez La Hidra Digital

En la semana de la muerte: huracanes, inundaciones trágicas, sismo, derrumbe del Cerro del Chiquihuite, quedó claro, al ver las imágenes, que siempre pagan los que menos tienen.

Con una infraestructura de servicios insuficientes para la población que se ha ido asentando en Ecatepec, el municipio más poblado del Estado de México (1.7 millones de habitantes), en Tlalnepantla donde se ubica el Cerro del Chiquihuite, así como en Chalco, Chicoloapan, Nezahualcóyotl, Ixtapaluca, entre otros, más los fenómenos naturales propios de septiembre, el desastre era previsible.

La colonia Lázaro Cárdenas, la más grande de Latinoamérica con tres secciones, situada en una ladera del Cerro del Chiquihuite, cuya topografía es un riesgo, con asentamientos irregulares, más las lluvias intensas que se vivieron en días pasados, el derrumbe trágico era de esperarse.

Precipitaciones extraordinarias con inundaciones en Ecatepec han producido 120 mil damnificados en 19 colonias. A municipios como éste han llegado paisanos de otros estados del país en la búsqueda de oportunidades y de un mejor lugar donde vivir y encontrar un pedazo de tierra donde construir una casita. Llegan, se asientan en lugares de riesgo, ya que sólo ahí encuentran terrenos, los que no necesariamente cuentan con servicios. Después los obtienen presionando a la autoridad. Ellos saben que así funciona.

¿Existe en la actualidad un mapa de riesgos que opere adecuadamente con todas estas variables?

A la hora de escribir esta colaboración nos enteramos que siempre sí se incluyó en el Presupuesto de la Federación para 2022, el FONDEN, Fondo Nacional para Desastres Naturales, sin una regulación clara de cómo ejercerlo aún. Es muy necesario.

Primero fueron las inundaciones de Ecatepec, después la dolorosa tragedia de Tula, hace pocos días el derrumbe del Cerro del Chiquihuite, así como las afectaciones en las costas y el sismo de Acapulco, lo que ha dejado al país en una condición de seria preocupación que no es nueva, es un tema de todos los años.

El riesgo sigue: precipitaciones intensas, quizá más derrumbes y más damnificados. Protección Civil tiene la palabra.


Visto 677 veces
Valora este artículo
(1 Voto)
Margarita Jiménez

La Hidra digital