Energía, sexualidad, pornografía y parásitos energéticos

DigitalMex - Periodismo Confiable

Publicado en Opinión

Energía, sexualidad, pornografía y parásitos energéticos

Jueves, 12 Mayo 2022 00:53 Escrito por 
Marcela Hernández Montiel Marcela Hernández Montiel Visión Holística

En el proceso del despertar espiritual hay una cosa muy importante que son las relaciones humanas. Una relación de pareja juega un papel muy importante, pero esto no significa que todos tengamos que tener pareja en todo momento.

En mi caso, tras un tiempo de hacer muchos cambios internos hubo un momento en que me di cuenta que todavía arrastraba muchos patrones en la manera en que yo me relacionaba con el sexo opuesto.

En nuestra sociedad por lo general la manera de conocer a alguien es salir, tomar algo y conocer a gente. Es un contexto muy determinado y al final yo había creado una máscara social pero que no se correspondía con lo que yo estaba manifestando y con lo que yo estaba sintiendo. Así que en la medida en que ese proceso de trabajo interno avanzó ese conflicto se hizo cada vez más palpable hasta el punto de que yo me sentía incómoda, ahí fue donde me empecé a dar cuenta de que me tenía que relacionar de otra manera diferente.

Cualquier persona que empiece a relacionarse con el sexo de una manera más consciente, más sensible, más de conexión, empieza a sentir que ese tipo de conexión a la que la mayoría de la gente está acostumbrada empieza a ser muy insatisfactoria, porque se queda en algo muy físico y yo realmente lo que estaba buscando era conectar de una forma más profunda. Así que decidí hacer celibato. Dejar de tener relaciones sexuales y sanearme para ver después que era lo que surgía. Y a partir de ahí es cuando yo empiezo a ver la energía sexual de forma diferente.

La energía sexual es una energía súper potente, pero para utilizar esa energía de una forma consciente y sublimarla a niveles superiores para tener más amor, más conexión espiritual, más inteligencia y más consciencia requiere que hayas hecho un trabajo interno. A no ser que internamente hayas hecho una transformación total de tu paradigma de lo que es el significado de la vida y de cuál es el papel que ocupa el placer en tu vida, no puedes llegar a esos niveles y no se puede hacer de manera artificial.

Actualmente se mueven por ahí distintas prácticas, por ejemplo, el Tantra, que se ha vuelto muy comercial, perdiendo su esencia real, y es como tratar de espiritualizar algo cuando lo que realmente lo está motivando es el placer físico. Porque el proceso interno no se ha hecho y porque en el fondo cuando tú trabajas con la energía sexual sin que vaya acompañada de un proceso de despertar de consciencia y de purificación, al final lo que haces es trabajar con el más bajo Astral de todo. Porque para que la energía sexual pueda ascender, solamente puede ascender si tu internamente te estás conectando con algo superior. Es decir, si tú te estás conectando con el deseo, la energía sexual cuando mucho va a subir hasta el plexo solar, y ahí es donde se mueve la gente, entre la energía sexual y el plexo solar, el chakra de las emociones básicas. 

Para que la energía se sublime en conexión espiritual, dejas de buscar el placer meramente físico o sexual, porque tú realmente lo que estás buscando es el placer del éxtasis espiritual.

 

LA PORNOGRAFÍA DESDE UNA CONCEPCIÓN ENERGÉTICA

Este es un tema bastante más grave de lo que parece.

Cuando tu estas mirando pornografía, tú te estás conectando con esas personas.  Ellos están generando un sexo de muy baja vibración, así que tú estás abriendo un vínculo hacia una fuente energética de muy baja vibración, por lo tanto, con la pornografía hay mucha parasitación.

Cada acto que tú realizas genera una explosión energética. Dependiendo de la potencia de ese acto, que puede ser un pensamiento, una palabra, una acción, esa explosión de energía va a ser más grande o más pequeña, pero siempre va a atraer entidades invisibles de una vibración análoga.

Por ejemplo, cuando tú generas una vibración elevada, estás generando una nueva sinapsis que hace que cada vez ese acto elevado sea más fácil de realizar, y cada vez se realice con más potencia, y entras en un círculo virtuoso donde cada vez atraes vibraciones más altas que vienen porque se sienten atraídas por esa energía. Lo mismo sucede cuando tú generas acciones de baja vibración.

Un hábito es una sinapsis que tú has generado a un nivel energético y cerebral que se repite como un patrón muy fácilmente y con muy poca resistencia y genera una inercia.

Entonces cuando tú estás mirando pornografía, estás generando una sinapsis muy fuerte y además te estás parasitando.

Un momento de pornografía, si tú no eres sensible y consciente de lo que está sucediendo en ti, no te vas a dar cuenta de que has sido parasitado, pero lo has sido.

Y si no tienes una consciencia energética, los niveles de parasitación pueden ser enormes.

 

¿CÓMO ACTÚA UN PARÁSITO ENERGÉTICO?

Si entendemos que nuestro cuerpo físico está hecho de billones de células, podemos verlo como un conglomerado de billones de formas de vida. A nivel energético, la analogía es la misma, pero con la diferencia de que no solamente esas formas de vida son las de tu campo energético, sino que está totalmente permeado e interactuando constantemente con el medio ambiente. Y ese medio ambiente está poblado de formas de vida.

Muchos de los deseos que tomamos como propios, no son tal cosa, sino que podríamos decir que es tu ego o son parasitaciones energéticas. Al final el ego, más allá de la estructura básica, es un conglomerado de parásitos energéticos, de entidades energéticas.

Hay un tipo de parásito energético que se mete dentro de ti y que hace que tú desees ciertas cosas. Cuando tú extraes ese parásito, automáticamente hay un cambio psicológico. 

Un parásito energético dentro de ti estimula eso que tú has generado en ese momento para que se vuelva a repetir.  Con el agravante de que cada vez que se repite, la acumulación de energía es cada vez más grande y por lo tanto la inercia es más fuerte y la vibración cada vez baja más.

 

¿CÓMO TE ESTIMULA?

A través de sensaciones físicas, pensamientos, sentimientos. Actúa a través de tu propia consciencia y tú piensas que eres adicto a la pornografía, no puedes dejar de pensar en ello, pero realmente lo que hay que comprender es que tú has abierto la puerta a entidades parasitarias que se alimentan de eso, que te han parasitado, que actúan a través de ti para que tú les des más alimento de ese tipo. Lo mismo ocurre con el alcohol, la marihuana, todo tipo de drogas, el sexo desmedido, las parafilias y cualquier otro tipo de adicción.

 Entender que cuando estás mirando pornografía estás generando vínculos energéticos, que te estás parasitando y que estás generando una sinapsis que conecta con una vibración determinada.

Es un tema bastante más complejo y grave de lo que parece sobre todo si tomamos en cuenta que la pornografía se empieza a ver desde la adolescencia, cuando tú ni siquiera estás formado psicológicamente, con 10 o 12 años.

Puedes llegar a 20 años con un grado de parasitación y con unos desvíos psicológicos y energéticos tremendos, sin ni siquiera saber que te ha pasado eso.

Terapeuta Holística/Terapia emocional y de pareja /Mindfulness/ Salud y bienestar /Espiritualidad/Canalización con seres y guías espirituales / Limpieza de magias, corte de vínculos álmicos e integración de vidas pasadas /Limpiezas, chequeo y equilibrado energético /Terapeuta Animal (Esencias florales de Bach, Elíxires Chamánicos y otras) /Fitoterapia, Péndulo y Radiestesia /Sanación Cuántica y Armonización /Tarot /Gemas y cristales.

Sígueme en Facebook: Marcela HM / Instagram: @alquimiadelunaysol / Twitter: alquimiadeluna


Visto 642 veces
Valora este artículo
(6 votos)
Marcela Hernández Montiel

Visión Holística