Deja ya de obsesionarte por mejorar

DigitalMex - Periodismo Confiable

Publicado en Opinión

Deja ya de obsesionarte por mejorar

Jueves, 22 Junio 2023 08:53 Escrito por 
Marcela Hernández Montiel Marcela Hernández Montiel Visión Holística

Y si, es verdad, no hay nada de malo en querer ser tu mejor versión.  Yo por ejemplo para dar mis terapias he estudiado, me he formado, he leído una gran cantidad de libros, tengo experiencia evidentemente y cada día quiero aportar una parte de mí que sea mejor y más valiosa a los demás y también hacia mí misma. Por lo tanto, no hay nada de malo en eso.

El problema es esa obsesión por creer que tenemos que estar cada día aprendiendo algo nuevo para DEMOSTRAR. No sencillamente para aprender, no para nosotros, ni siquiera para servir al mundo. Al final lo hacemos para demostrar, para parecer, para aparentar.  Ese es el problema.

Todo eso de la mejora continua es fantástico, por supuesto, en el fondo el proceso de auto conocimiento es un aprendizaje, un reconocerse a uno mismo a partir de lo que estás viendo ahí en el mundo. A partir de ese espejo maravilloso que son las relaciones, las circunstancias y las situaciones que vives en la vida. De acuerdo.

El problema no es lo que estamos haciendo, el problema no es leerse otro libro, el problema no es ir a otro taller, o intentar dar lo mejor a cada momento.  El problema es PARA QUÉ lo estamos haciendo. ¿Estás leyendo otro libro porque realmente quieres aprender más de ti? ¿Porque quieres aplicar eso que estás leyendo? ¿Estás yendo a otro curso porque quieres aplicarlo, quieres sentirte mejor contigo?

¿Todo eso que estás aprendiendo, todo eso que estás metiendo dentro de ti te está permitiendo soltar o sencillamente estás llenando? ¿Estás llenándote también no solo de conocimientos que luego no aplicas porque no son para ti, sino que son para "parecer"? ¿Estás llenándote de angustia también?

Porque al final ¿Sabes qué pasa?, que cuando estás en este proceso de "quiero ser mejor", en el fondo, si no lo estás haciendo desde el disfrute y no es un objetivo que te hace sentir bien, sino que es un objetivo para intentar que el mundo te acepte, para intentar ser mejor, para intentar paliar esa sensación de culpa que tienes por no ser suficiente, por no ser perfecto.  Ese miedo que tienes a que te rechacen, en el fondo estás generando precisamente esto.  Y estás reafirmando, con tus acciones, con tus pensamientos, todas esas creencias de insuficiencia, de insignificancia, de indignidad. 

Y esto también va para cualquier sueño, o cualquier objetivo que no sea una realización personal, que no sea fruto de ME QUIERO, ME VALORO y voy por ello porque creo que me lo merezco.  Sino un parche para intentar que el mundo crea que lo has conseguido y que te lo mereces.

Es decir, "yo tengo un sueño y voy hacia él" y si voy hacia él pensando que cuando lo obtenga seré mejor, seré distinto y me valorarán, me aplaudirán, me aceptarán, perteneceré a la tribu... ese sueño me está perjudicando.  Y no es el sueño en sí, es mi actitud hacia el sueño, es mi forma de caminar hacia el sueño.  Entonces lo que tengo que hacer es, o cambiar de sueño, o intentar acercarme a ese sueño desde otra forma.  Desde la tranquilidad que tiene un ser humano que sabe que es valioso, obtenga o no ese sueño. 

Lo de la mejora continua, lo de querer mejorar siempre, es maravilloso, pero si realmente lo estamos haciendo para que nos valoren, para que los demás nos vean, para que los demás nos perciban, para demostrar que valemos la pena de una vez por todas, y no para evolucionar, no para gratificarnos a nosotros mismos, no por la gratitud propia de tener más conocimientos o estar mejor contigo, de aprender cosas nuevas, de conocer personas nuevas, de abrir la perspectiva, de abrir la mente, de cambiar tu percepción. Si no lo hacemos desde el amor, desde el disfrute, lo estamos haciendo desde el miedo. Si no lo hacemos desde la confianza, lo estamos haciendo desde la desconfianza y la desmotivación a nosotros mismos y entonces eso nos está perjudicando. Es decir, si yo intento mejorar pensando que no valgo nada y que por tanto tengo que mejorar para que se me valore, me estoy menospreciando.  Si yo intento mejorar (y no me gusta ese verbo porque parece que no valgas nada, pero vamos a utilizarlo así, ya que se habla tanto, de "ser tu mejor versión", y yo misma he utilizado esas palabras), si lo hablamos desde el punto de vista de la mejora continua, si yo lo que estoy intentando es "mejorar" para sentirme bien, para compartir más, para sentir que puedo aportar más a los demás, para sentir que primero me aporto a mí, porque me estoy priorizando, porque me estoy valorando, porque me estoy viendo yo. Porque me he visto tanto a mí y me encanto, me gusto y decido ir más allá, decido asumir el reto de aprender más, decido ir hacia mis miedos, decido atravesarlos, decido ponerme a prueba, pero desde el Amor. Sabiendo que, si la paso es fantástico y si no, he hecho un aprendizaje y todavía me voy a querer más y voy a ser más amable conmigo.

Si yo intento mejorar desde el Amor, ya he mejorado, ya soy inmejorable, ya está conseguido, llegue o no a la meta.  Comparta o no ese conocimiento, me descubran los demás o no, porque ya me he descubierto yo, me valoren los demás o no. Da igual, ya está, ya me he dado cuenta de que ya lo tengo, ya lo soy.

Si yo intento mejorar para que los demás me vean, no solamente no sellaré ese aprendizaje porque lo estaré haciendo desde un "para qué" equivocado, la acción estará bien, pero el desde dónde estoy haciendo esa acción no me está favoreciendo y además no voy a conseguir el objetivo. Porque aunque apruebe ese curso, aunque acabe ese libro, aunque selle ese aprendizaje, como mi objetivo no es ese, sino que el mundo vea que me he puesto otra medalla, que he conseguido otro logro, que he llegado a otra cima y me valore, no lo voy a conseguir porque por más que me aplaudan será efímero, porque el vacío que estoy intentando llenar no se llena con aplausos, no se llena con admiración ajena, no se llena con un "Te quiero" ajeno, no se llena con una palmadita en la espalda dada por alguien más. Porque pueden llegar, pero serán efímeras, porque no durarán nada, porque caen en saco roto, porque tal como entran salen, porque lo que yo realmente necesito es sentirme bien yo conmigo misma/o.  Lo que yo realmente necesito es reconocerme yo. Porque quien necesita saber que ya soy mejor SOY YO.

Por lo tanto, está muy bien trabajar en nosotros, es maravilloso, yo me dedico a esto, imagínense que yo les dijera que no intentaran hacer ese cambio, esa evolución, pero siempre sabiendo que lo que ya eres no es evolucionable, no es mejorable. Que esto no va de ser mejor, va de descubrir que ya lo eras y no te habías dado cuenta.  Y NO ES ADQUIRIR NADA, ES QUITARSE CAPAS PARA QUITARSE LO QUE YA ESTÁ DENTRO.

Espero que te haya gustado, dale un me gusta y comparte esta publicación si sabes de alguien que está ahí intentando mejorar continuamente, obsesionándose con ser mejor sin darse cuenta de que ya es su mejor versión, pero todavía no lo ha visto porque está muy oculta detrás de muchas capas de miedos, de culpas y de muchos bloqueos.

Gracias.

https://linktr.ee/Alquimia_de_luna_y_sol

Terapeuta Holística/Investigadora/Escritora/Psicología /Neurociencias/Armonización Cuántica y Reprogramación/ Terapia emocional y de pareja /Espiritualidad/ Limpiezas, chequeo y equilibrado energético/Esencias florales de Bach, Elíxires Chamánicos y otras) / Péndulo y Radiestesia /Tarot /Gemas y cristales.


Visto 1296 veces
Valora este artículo
(2 votos)
Marcela Hernández Montiel

Visión Holística